Sergio Rodríguez Oro: La historia del defensor de Claudio Crespo y Colonia Dignidad

El 21 de agosto el Carabinero sindicado como el autor de los disparos que dejaron ciego a Gustavo Gatica terminó en prisión preventiva. Su abogado –hasta esta semana-, Sergio Rodríguez Oro, también defendió a los jerarcas de la llamada Colonia Dignidad. Tras la formalización, Rodríguez dejó la defensa del ex oficial por negociación incompatible, ya que, también representa otras personas en la causa de Gatica.

En una sesión telemática del viernes 21 de agosto, Sergio Rodríguez Oro trató de salvar de todas las formas posibles a Claudio Crespo, el G3 acusado de dejar ciego a Gustavo Gatica de acuerdo a una serie de peritajes y una reconstrucción de escena 4D que realizó la Policía de Investigaciones (PDI). Incluso llegó a pedir la suspensión de la investigación, porque “no estaban las condiciones”.

También pidió el receso por una hora, esgrimiendo que recién le había llegado la carpeta investigativa, sin embargo, el mismo detalló luego que “Hago presente que la carpeta me llegó a las 12:45 horas y la carpeta tiene cinco tomos; el tomo uno, tiene 605 páginas; el tomo dos, tiene 685 páginas; el tomo tres, 461 páginas; el tomo cuatro, no pude determinar cuántas páginas pero sí puedo ver el PDF y el tomo cinco tiene más de 100 páginas”. Una tarea poco probable para una hora de receso.

Esto retrasó hasta las diez de la noche la decisión del Séptimo Tribunal de Garantía de Santiago, quién decretó a esa hora la prisión preventiva del ex instructor de Fuerzas Especiales y ex oficial de Carabineros.

Tres días después, el lunes 21 de agosto, Rodríguez anunció que dejaría la defensa de Crespo ya que estaba representando a otras personas en la causa. En su lugar asumió Pedro Orthusteguy, el ex Fiscal y ex Presidente de la Asociación de Fiscales hasta el año 2013, con experiencia en causas de alta complejidad, como la defensa del ex director general de Carabineros, Hermes Soto, cuando se filtró su hoja de vida a los medios.

El sábado anterior a su renuncia la Agrupación de Familiares de Detenidos Desaparecidos (AFDD) del Maule alertó sobre el currículum de Rodríguez, recordando algunos hechos (especialmente del 2014).  “Sergio Rodríguez Oro comenzó a defender exclusivamente a los viejos jerarcas criminales de la Colonia Dignidad: Kurt Schnellenkamp, Gerhard Mücke, Gerd Sewald, Karl Van den Berg, Rudy Cöllen, es decir a todos los jefes de la Colonia que desde 1973 en adelante participan activamente en las torturas, fusilamientos y desaparición forzada de nuestros amados familiares“, explica Myrna Troncoso, presidenta de la agrupación.

“Además recuerdo las defensas que hizo en el caso de Alvaro Vallejos Villagran, el “Loro Matías”, por asociación Ilícita”, agrega Troncoso.

Efectivamente , Sergio Rodríguez Oro participó en la defensa de Gerhard Wolfgang Mücke Koschitzke en la desaparición de Álvaro Vallejos Villagran. Wolfgang fue un ex militar Nazi que huyó a Chile.  “El tío “Mau” como le decían, se convertiría con el tiempo en el guardaespaldas de Paúl Shäfer.

En su defensa, Rodríguez rechazó todas las acusaciones, tratándolas de mentiras. “El único cargo en contra de su representado es la declaración de un testigo que ha ido modificando su declaración, la que contiene afirmaciones que no resultan aceptables o verdaderas de acuerdo a la experiencia”, señaló y pidió el sobreseimiento definitivo.  Además  siempre descartó que Colonia Dignidad fuera una secta.

La Corte Suprema terminó rechazando todos sus alegatos y condenó a Wolfgang a la pena de tres años y un día de presidio menor en su grado máximo. También fue condenado a cinco años y un día de presidio mayor en su grado mínimo por las desapariciones de Juan Maino Canales, Elizabeth Rekas Urra y Antonio Elizondo Ormaechea.

En la misma época, el año 2014 durante el primer gobierno de Sebastián Piñera, el entonces ministro del interior Hernán Chadwick, firmó un decreto para expulsar a Kurt Schnellenkamp, líder de Colonia Dignidad tras cumplir una condena de cinco años por abuso sexual y violaciones a menores de edad. Rodríguez Oro lo defendió consiguiendo que se quedara en Chile.

Kurt fue uno de los jerarcas de Colonia Dignidad que llegó al país junto a Paul Schäfer para cofundar el centro de detención y torturas. Además de abusar sexualmente a menores de edad, encubrió los crímenes de Schäfer. Schnellenkamp falleció a los 90 años el 26 de noviembre del 2017.

De acuerdo a un reportaje publicado en The Clinic en ese tiempo, la Corte Suprema habría considerado los argumentos de Rodríguez Oro en relación a que que Schnellenkamp tenía hijos chilenos, era viudo y su edad avanzada.

Otras de las batallas judiciales que dio el abogado fue la defensa de Colonia Dignidad cuando el Consejo de Defensa del Estado los demandó por “Asociación ilícita”.

En ella, Rodríguez Oro representó a todos los jerarcas del lugar.

Además de Gerhard y Kurt, aparecen dos jerarcas más en la defensa de Rodríguez Oro: Karl Van Den Berg (colaborador de la DINA, procesado como uno de los autores del delito de secuestro y desaparición de los militantes del Mapu Juan Maino, Elizabeth Rekas y Antonio Elizondo) y Gerd Seewald (absuelto en una investigación sobre la desaparición de Pedro Juan Merino Molina).

Kurt Schnellenkamp

En la causa de asociación ilícita, Rodríguez Oro señaló que “existe una falta de elementos del tipo penal objetivo y subjetivo, respecto de la figura penal de la acusación; se funda en la inexistencia de hechos de que efectivamente demuestren que la actividad desplegada por este conjunto de personas hubiese sido efectivamente una asociación, organizada y con un plan delictivo determinado, constituida para cometer tales delitos singularizados en la resolución acusatoria”.

Rodríguez Oro también descartó que Colonia Dignidad tuviera las características de una secta : “Tampoco existe en los hechos investigados un propósito común hacia el programa criminal, que trascienda a los miembros individualmente considerados”, alego en ese momento.

En dicho juicio, Rodríguez pidió que sus representados quedaran libres de todos los cargos. Finalmente fueron condenados a cinco años y un día de presidio mayor en su grado mínimo.

Penta y Huracán

En el primer gobierno de Sebastián Piñera saltó a la fama el ministro y ex gerente de Cencosud, Laurence Golborne, tras el rescate de los 33 mineros. Incluso comenzó a proyectarse como candidato de la entonces Alianza por Chile.

Sin embargo estalló el caso Penta y las boletas ideológicamente falsas de Carlos Alberto Délano a los políticos de derecha. Golborne fue involucrado y Sergio Rodríguez Oro asumimió su defensa, consiguiendo una salida alternativa tras pagar once millones de pesos.

El mismo abogado también estuvo involucrado en la llamada “Operación Huracán”, donde se reveló el uso de pruebas falsas de Carabineros para encarcelar a dirigentes mapuche, cuando defendió al General (r) de Carabineros Gonzalo Blu, quién quedó en prisión preventiva por el caso.

Gonzalo Blu y Alex Smith

Fuente: Diario el Día – http://www.diarioeldia.cl/pais/decretan-prision-preventiva-para-gonzalo-blu-alex-smith-por-operacion-huracan

Otro de los casos bullados que asumió, fue la defensa del ex senador y ex militante UDI, Jaime Orpis,  por el caso Corpesca, quién arriesga 21 años de prisión efectiva por el delito de cohecho.

Total
158
Shares
Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Artículos Relacionados
¡Apoya al periodismo independiente! Sé parte de la comunidad de La voz de los que sobran.
Únete aquí

¡Apoya al periodismo independiente!

Súmate, sé parte de la comunidad de La voz de los que sobran. Así podremos seguir con los reportajes, crónicas y programas, que buscan mostrar la otra cara de la realidad, esa que no encontrarás en los medio de comunicación hegemónicos.