Polémica por denuncia de integración vertical que involucraría a Farmacias Cruz Verde en medio de la discusión de la Ley de Fármacos II

En plena discusión de la Ley de Fármacos II, que busca -entre otras cosa- evitar la integración vertical entre laboratorios, droguerías y farmacias, la empresa controladora de Cruz Verde, Socofar, fue comprada por la compañía de Fomento Económico Mexicano. Con ello, los mexicanos tendrían un conflicto de interés, debido que Socofar también maneja el laboratorio Mintlab.


Este jueves en #LaVozDeLosQueSobran, la presidenta del Colegio de Químicos Farmacéuticos y Bioquímicos, Ana Victoria Nieto denunció presiones de los dueños de Cruz Verde para que la Ley de Fármacos II no regule la integración vertical. Aquello, en vista que los empresarios también invierten en el laboratorio Mintlab y la droguería intermediaria Socofar.

Los propietarios de Cruz Verde, explicó, buscarían incidir en la Ley de Fármacos II, con la idea de no perder el control del negocio de los medicamentos. Según dijo Nieto, “hoy día se está haciendo mucho lobby para que se regule solamente a las farmacias”, no así a los laboratorios y droguerías intermediarias. Con ello, no sería un problema que un solo propietario controlara la cadena completa.

Actualmente la ley mencionada se tramita en el Senado, y tiene como fondo regular los medicamentos genéricos y evitar la integración vertical entre laboratorios y farmacias.

En este marco, Nieto señaló con preocupación “que si queremos avanzar en torno al tema de la salud como un derecho, y por ende considerar el medicamento como un bien social, los legisladores deben regular los precios a través de toda la cadena: industria, droguerías y farmacias”.

Cruz Verde, SOCOFAR y MintLab

A fines de 2019, La compañía de Fomento Económico Mexicano (Femsa) informó a la Bolsa Mexicana de Valores la compra total de la Sociedad Comercial Farmacéutica (Socofar). Con ello, los mexicanos tomaron el control de miles de farmacias Cruz Verde en Chile.

Según consta en varios documentos del Diario Oficial, hasta antes de este trato el otro dueño de Socofar era el empresario viñamarino Guillermo Harding Alvarado. A través de esa sociedad formaba parte controladora de la Sociedad Farmacéutica Cruz Verde Limitada, una de las tres cadenas de farmacias más grandes del país.

En esa línea, Femsa se transformó no solo en el único controlador del intermediario y de las farmacias, sino que también del laboratorio Mintlab, que desde hace años pertenece a Socofar, junto a la Perfumería Maicao.

La propiedad de tres entidades de la cadena en un solo actor como Femsa preocupa, sobre todo en una industria como la farmacéutica, protagonista hace algunos años de la colusión de las farmacias. Por lo mismo, Nieto exigió “regular la cadena completa”, en vista de que “los pocos que levantan sus farmacias independientes hoy día están siendo asfixiados con políticas sesgadas”.

Revisa la acusación de Ana Nieto en la entrevista de este 8 de abril:

Total
15
Shares
Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Related Posts