Las inconsistencias en las pruebas del Ministerio Público en el caso del incendio de Estación Pedrero

Metro Pedrero post 18 de octubre

Durante la mañana de este martes se dio a conocer el veredicto en el caso del incendio de la estación Pedrero ocurrido el 18 de octubre de 2019. Finalmente la resolución del Tribunal fue la absolución y liberación de Daniel Morales y su sobrino, B.S (17). Una de las razones de este fallo fue la ilegalidad de la prueba obtenida, lo que da cuenta del débil sustento de las evidencias que el Ministerio Público presentó en el caso. Los abogados  defensores de la causa, Lorenzo Morales y Rodrigo Román, conversaron con este medio sobre el veredicto.


Eran las nueve de la mañana del martes tres de noviembre, y en el Séptimo Tribunal Oral de Lo Penal de Santiago, se iniciaba la audiencia para la lectura de veredicto en el caso del incendio de Estación Pedrero, ocurrido el 18 de octubre del 2019, en donde Daniel Morales (36) y su sobrino B.S (17), fueron los únicos acusados del siniestro. Ambos estuvieron en prisión preventiva e internación provisoria, respectivamente, durante 11 meses. B fue el último adolescente en la región Metropolitana, privado de libertad en un centro del Servicio Nacional de Menores (Sename)), por un delito en el contexto de Estallido Social.

Luego de dos semanas de juicio oral sin interrupciones, el juez del caso, José Pérez Anker, daba a conocer la resolución del Tribunal: la absolución y liberación inmediata de ambos imputados, ya que “la prueba no fue suficiente para determinar la participación, que se le atribuía por parte del Ministerio Público”.

Sin embargo, al momento de entregar las razones del veredicto, explicó que la prueba principal de la investigación habría sido obtenida de manera ilegal.

“La prueba rendida para acreditar la participación del segundo de los delitos deviene un serio problema de legalidad, coherencia y fe en lo que en ella se intentó acreditar. La grave inconsistencia en la única evidencia que podía situar a alguien al interior de la estación del Metro Pedreros realizando la conducta descrita (quema)” sostuvo el juez,  ante la mirada incrédula del fiscal Omar Mérida.

Según el abogado defensor de B.S, Rodrigo Román, “la prueba madre” de esta causa es el vídeo de las cámaras de seguridad de la estación de metro, puesto que, es la evidencia más importante con la que el Ministerio Público acusó del incendio a Daniel Morales y su sobrino.

Fue durante las declaraciones de los testigos, en donde quedó al descubierto las inconsistencias del vídeo. Incluso, en su declaración el sub gerente de Operaciones de Metro, Cristián Lezaeta, afirmó que desconocía quien operó las cámaras de seguridad de la estación aquella noche del 18 de octubre, y quien habría entregado las imágenes de las cámaras.

Imagen: ATON

-Apreciando el vídeo de 29 minutos con 51 segundos, groseramente hay dos cortes a negro, uno de nueve segundos y el otro de 21 segundos, en donde obviamente hay una superposición de cámara, y el reloj sigue andando como si nada hubiese pasado, lo que además revela un mal trabajo de edición-, explica Rodrigo Román, abogado defensor de Daniel Morales, quien también ha participado en diversas causas del Estallido Social.

Román recalca que esa evidencia fue filtrada a la prensa.

Con respecto a los errores de la cadena de custodia del vídeo, no se pudo explicar cuál fue el hilo de la sucesión, puesto que se desconoce quién recibió primero las imágenes, si la Oficina de Clasificaciones de la Policía de Investigaciones o el funcionario Rodolfo Cabello, quien estaba a cargo de la investigación. Aquella inconsistencia alertó a la defensa y al Tribunal, durante el juicio oral. 

-Había una cadena de custodia que no seguía el hilo referencial en cuanto a las fechas, ya que aparecía un elemento levantado en una fecha, pero había llegado a la policía un día anterior. Están adulteradas las fechas, en términos judiciales es un caso viciado. Y las personas que se acercaron a la especie, no aparecen en la cadena de custodia-, sostiene Lorenzo Morales.

Otro error que quedó expuesto ante el Tribunal, fue el color específico del celular de B.S, el que también fue considerado prueba importante en el caso, ya que, se mencionaba que era de color dorado, cuando el objeto era blanco, y según Lorenzo Morales, eso no puede ocurrir, puesto que hay un ítem en las cadenas de custodia, que tiene relación con la descripción de especies.

-En este caso no se contó con la participación de Carabineros, sino que solo de la Policía de Investigaciones-, concluye Román.

Ante esta resolución, el subsecretario del Interior, Juan Francisco Galli, afirmó que van a estudiar todos los recursos pertinentes, y que como Gobierno presentará un recurso de nulidad “para que sea otro Tribunal, pueda apreciar la prueba y, de esa manera, según nuestra convicción, llegar a una sentencia condenatoria por las pruebas que allí se exponen”.

Pilar Morales, madre de Benjamín, confesó estar muy feliz por el veredicto, puesto que su hijo y hermano, volverán a casa, luego de estar privados de libertad durante un año.

Total
124
Shares
1 comment
  1. Así que el gallito quiere repetir el juicio porque las pruebas evidentemente viciadas son “suficientes para obtener la sentencia condenatoria a los acusados”… Informo al gallito que mejor busque a los culpables dentro de su propio gobierno, empezando por su cabecilla, pasando por el destituido-renunciado, siguiendo hacia abajo y terminando por mirarse al espejo.

Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Related Posts
¡Apoya al periodismo independiente! Sé parte de la comunidad de La voz de los que sobran.
Únete aquí

¡Apoya al periodismo independiente!

Súmate, sé parte de la comunidad de La voz de los que sobran. Así podremos seguir con los reportajes, crónicas y programas, que buscan mostrar la otra cara de la realidad, esa que no encontrarás en los medio de comunicación hegemónicos.