Las agravantes que pesarían sobre Juan Zamorano por el asesinato de la joven Ángela González

“Fue un accidente” dijo Juan Zamorano a la PDI. Sin embargo, las declaraciones del único imputado en el caso de Ángela González , la joven atropellada el pasado lunes con consecuencias fatales en Colina, son transversalmente cuestionadas y desmentidas por varios testigos. Uno de ellos, María Paz Muñoz, quien conversa con nosotros e indica que “él aceleró tres veces para atropellar a la gente”.


Durante la noche del recién pasado 29 de marzo, y en el contexto de una nueva conmemoración del Día del Joven Combatiente, Ángela González se encontraba con un grupo de personas manifestándose en la intersección de las calles Lo Seco y San Martín, en la comuna de Colina, cuando de repente una camioneta se abalanzó contra quienes se encontraban en el lugar, atropellando a la joven emprendedora de 24 años y madre de un niño de ocho.

El vehículo escapó raudo del lugar, pasando incluso por delante de tres piquetes de Control de Orden Público de Carabineros. Ángela fue asistida rápidamente por quienes se encontraban en la manifestación. Fue subida a un auto para ser trasladada al Servicio de Alta Resolución (SAR) de Colina. Carabineros, quienes segundos antes dejaron escapar al responsable del fatal atropello, intentaron detener el automóvil donde iba la joven en estado crítico. Ángela no resistió la gravedad de sus heridas en su cabeza y tórax, y falleció cerca de las dos de la madrugada producto de un shock hipovolémico en la ex Posta Central.

[Relacionado] ¿Quién era Ángela González? La historia de lucha de la joven asesinada durante la conmemoración del Día del Joven Combatiente.

En las últimas horas de ayer, Juan Zamorano Álvarez (57) se habría entregado voluntariamente en el cuartel de la Brigada de Homicidios de la PDI en compañía de su abogado, según advirtieron diversos medios de comunicación. El hombre ya había sido identificado por la institución y había una orden de detención en su contra por el atropello de Ángela. Sin embargo, información recabada por este medio nos indica que Zamorano primero intentó huir del lugar y darse ala fuga, no sin antes borrar las huellas del atropello. Posteriormente se entregaría a la PDI.

Revisa el video del intento de fuga de Juan Zamorano:

Video: Señal Tres la Victoria 

Juan Zamorano señaló, mientras era trasladado al Centro de Justicia, que el fatal atropello “fue un accidente”. Sin embargo, varios testigos desmienten categóricamente aquellas declaraciones e incluso, acusan intencionalidad, alevosía y estado de ebriedad del imputado.

Durante la audiencia de control de detención desarrollada el día de hoy, el fiscal Centro Norte, Claudio Aguirre, formalizó a Juan Zamorano por el delito de homicidio simple y se decretó la prisión preventiva del acusado durante los 100 días que dure la investigación.

“A juicio de la Fiscalía existe un dolo homicida, ya sea un dolo directo o eventual, toda vez que el imputado, al momento de enfrentarse a la barricada disminuye la velocidad, porque se percata de la presencia de la misma y de los manifestantes. Y, proyectando la posibilidad de provocar eventualmente la muerte, acelera y finalmente termina atropellando a la víctima”

Claudio Aguirre

Los testigos fueron claves para dar con el paradero de Juan Zamorano y para reconstruir los hechos acontecidos durante la noche del pasado lunes.

María Paz Muñoz, quien se encontraba con Ángela la noche del fatal accidente, señala que “nosotras nos sacamos una foto en la barricada y cuando nos paramos, yo me iba hacía la cordillera y venía la camioneta que empezó acelerar. Aceleró como tres veces y ya la vi encima de la Scarlett, la agarré de su polera y la tiré hacía mí”. La voz de María Paz se quiebra. Ella le salvó la vida a una de sus amigas.

Su relato continúa señalando que “la camioneta pasó por detrás, muy cerca. Yo creo que el tipo iba entre 100 y 120 km/h. La camioneta pasó por arriba de la barricada, y es importante señalar que la barricada era grande, tenía sillones y esas cosas, y él pasó por arriba de todo eso y agarró a la Ángela y le dio dos vueltas abajo del vehículo y ahí salió eyectada”.

Foto del momento previo al atropello. Gentileza de María Paz Muñoz

Marta Villagra, vecina del lugar y quien se encontraba observando la manifestación en compañía de su pequeña hija, comenta que “de repente, llega esta camioneta y se detiene justo donde estábamos nosotras paradas. Él comenzó a mirar, había habilitado un lugar donde todos los vehículos pasaban porque por ahí no había fuego. Era la mitad de la calle donde había fuego. Él miró la barricada donde estaba la gente y aceleró tres veces y partió directo contra ellos”.

María Paz Muñoz entrega más detalles de los hechos acontecidos el 29 de marzo. Para ella, Juan Zamorano no se entregó de inmediato ni se detuvo a prestar ayuda a Ángela porque se encontraba en estado de ebriedad.

“Nosotras por Instagram subimos todo lo que había pasado y nos habló un testigo que vio cómo este tipo salió curado de una población acá en Colina, de la Centenario II. Él, cuando venía a Colina centro, pasó por la barricada y ahí atropelló a mi amiga”.

María Paz Muñoz

En la audiencia de formalización, el fiscal señaló que varios testigos revelaron que, al momento del hecho, Juan Zamorano habría estado bajo efectos del alcohol tras participar de una reunión social donde consumió varias bebidas alcohólicas. Sin embargo, por el tiempo transcurrido, ya no se puede confirmar con una alcoholemia.

Con respecto a las declaraciones del imputado, donde señala que esto “fue un accidente”, María Paz es enfática al señalar que lo ocurrido no fue precisamente un percance imprevisto, sino todo lo contrario.

“Él aceleró tres veces para atropellar a la gente. Venía con las luces apagabas, con los vidrios polarizados y aceleró cuando vio la barricada. Para mí eso no es un accidente y es un agravante, porque él venía con alcohol y no se detuvo a prestar los primeros auxilios. A 30 metros había un cordón policial, tres piquetes de Control de Orden Público de Carabineros y no detuvieron la camioneta. Sin embargo, cuando íbamos en el auto con Ángela al servicio de urgencia, nos querían parar a nosotros”.

María Paz Muñoz

Finalmente, durante la audiencia se dio a conocer que el imputado intentó borrar de la camioneta los rastros que había dejado el atropello.

Total
18
Shares
Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Related Posts