Igualdad de género en la convención constitucional: Un reglamento interno para todes

La red de Centros para una nueva constitución considera necesario integrar la perspectiva de género en el reglamento de la Convención Constitucional, para que en este organismo se desarrollen plenamente las actividades en libertad e igualdad. Aquí se presentan las propuestas de Fundación La Alameda, Rumbo Colectivo, Instituto Igualdad, La Brújula, Fundación para la Democracia, Fundación RED, Horizonte Ciudadano y Red Liberal.


Por primera vez en el mundo, un proceso constituyente será paritario. Esto supone un importante paso para dejar las discriminaciones por el género en el pasado. Para garantizar, tan importante hito, es necesario generar un proceso de toma de decisiones, en la Convención Constitucional, que considere las diversas realidades de quienes tendrán la tarea de redactar la nueva Constitución.

La red de Centros para una nueva constitución considera necesario integrar la perspectiva de género en el reglamento de la Convención Constitucional, para que en este organismo se desarrollen plenamente las actividades en libertad e igualdad. Por lo mismo, es importante que los horarios y días de funcionamiento de la Convención sean adecuados. Las mujeres, a lo largo de la historia, han asumido el rol de cuidados en sus hogares, por lo que se deben fijar horarios de trabajo que eviten extenderse demasiado.

Dado que el funcionamiento de la convención cuenta con un tiempo limitado de trabajo, es posible que deba acordarse un régimen intenso de sesiones presenciales, lo que causará un mayor impacto en las convencionales que ejercen labores de cuidado, y aún más si son de regiones. Agregando a esto, la protección a la maternidad y a la corresponsabilidad parental es clave y consideramos, como buena práctica, que la Convención debiese promover y garantizar los derechos de maparentalidad tanto en su marco legal como también culturalmente.

Otro elemento a considerar, es el equilibrio de género en la integración de comisiones de trabajo, donde se logre una integración lo más paritaria posible para transversalizar efectivamente la perspectiva de género en las distintas discusiones constitucionales, evitando así, prácticas como las que vemos en el poder legislativo, donde históricamente comisiones como las de Hacienda, Defensa, RREE, Economía y Presupuesto han sido espacios masculinizados, siendo por su parte las comisiones de familia e infancia  feminizados. Con todo, se sugiere establecer un mandato para incorporar la perspectiva de género en el trabajo de las distintas comisiones que se constituyan, por lo que podría contar, eventualmente, con expertas/os en género en cada una de las comisiones de trabajo, que provengan de la Secretaría Técnica u otro órgano de la Convención. Con este espíritu, también se propone que, la mesa de representación de la convención también debe ser paritaria para favorecer el acceso de las mujeres a los espacios de toma de decisiones.

Por último, pero no menos importante, se insta a que en la Convención se cree y establezca un protocolo de género para que se tomen medidas y adopten sanciones en el caso de que se produzca cualquier tipo de agresión, abuso y discriminación, y, de esta forma, se garantice que este espacio esté libre de violencia, favoreciendo una adecuada convivencia entre quienes integran el órgano, sean tanto constituyentes, personas que trabajen en los órganos de la convención, o participantes de la sociedad civil.

El protocolo deberá considerar instancias de prevención donde se aborden las diversas maneras de discriminación y violencia que urge erradicar tanto en la vida privada como en la vida pública de las personas. Asimismo, el protocolo deberá consignar una Comisión de denuncia e investigación con facultades sancionatorias. La Convención debe asumir, institucionalmente, el deber de asegurar las condiciones materiales, políticas y sociales adecuadas para que las mujeres desempeñen sus funciones en igualdad de condiciones y, además, surge la oportunidad que este tipo prácticas sean ejemplos para otros organismos y, de esta manera, avanzar en una igualdad de género real.

Firman:

-Camila Carrasco H, Presidenta Fundación La Alameda

-Javiera Ascencio, Rumbo Colectivo

-Patricia Rojas, Instituto Igualdad

-Valeska Ponce, La Brújula

-Costanza Drago, Fundación para la Democracia

-Lieta Vivaldi, Fundación RED

-Paulina Vodanovic, Horizonte Ciudadano

-Alejandra Quiroga Monje, Red Liberal

Total
14
Shares
Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Related Posts
comuneros mapuche
Leer más

“No se avanzó prácticamente nada”: Voceros de comuneros mapuche en huelga de hambre indican que no lograron llegar a acuerdo tras reunión con ministro Larraín

“Lamentablemente el ministro se ha juntado por segunda vez con nosotros y en esta ocasión tampoco tuvo la posibilidad de poder destrabar. Tuvieron 12 días como Gobierno para resolver la huelga de hambre en Angol, tuvieron la discrecionalidad que se nos pidió. Lamentablemente esta situación ya no puede continuar en ese escenario”, sostuvo el vocero Rodrigo Curipán.