Connect with us

Hoy

La CEP, la crisis de representatividad encarnada en Jiles y el fantasma del “error” con Beatriz Sánchez

Publicado

on

Tras la nueva entrega de la encuesta más esperada por la clase política y los medios tradicionales en Chile, no tardaron en aparecer las observaciones y cuestionamientos, siendo recordado el hecho de que en 2017 la consulta le dio un 8% de apoyo a la carta presidencial del Frente Amplio, terminando finalmente la periodista con un 20%.


Este jueves se dieron a conocer los resultados de la encuesta del Centro de Estudios Públicos (CEP), realizada entre el pasado 12 y 23 de abril, a un total de 1.655 personas que fueron entrevistadas vía telefónica. La consulta centró sus preguntas en el escenario político, social y económico que enfrenta nuestro país a raíz de la pandemia de Covid-19 y el manejo que de ella ha hecho el gobierno de Sebastián Piñera.

Como ya ha sido ampliamente difundido, es la irrupción de la diputada Pamela Jiles (PH) como la figura política mejor evaluada, con un 54% de respuesta positiva, lo que más ha sido destacado durante esta jornada. Un reconocimiento condicionado objetivamente a su rol fundamental en la concreción de los tres retiros de los fondos de las AFP, los que han contado con un respaldo mayoritario en la sociedad chilena ante la crisis económica que atraviesan las familias.

Esa misma lógica -que parece tener que ver más con un hecho puntual (retiro del 10%) que con algún ideario político declarado y sólido encarnado por los personajes mencionados a los encuestados- podría explicar el hecho de que a Jiles la sigan en popularidad personajes públicos sin un domicilio político partidista concreto, como son Izkia Siches (49%) y Enrique Paris (32%), una presidenta de Colegio Médico y el Ministro de Salud en el marco de una crisis sanitaria. El caso de Joaquín Lavín no estaría tampoco lejos de esa lectura, considerando su reconocida facilidad para situarse en sectores que no necesariamente responden a sus verdaderas convicciones políticas y que lo han llevado a definirse, dependiendo del termómetro político que use, como “bacheletista-aliancista” o “socialdemócrata”.

Advertisement

En ese sentido, cabe destacar que es la misma encuesta la que se encarga de destacar que “la evaluación positiva de personajes públicos no es lo mismo que la adhesión política”.

Lo mismo correría para el resultado de la clasificación que se pide que los encuestados hagan de su propia persona dentro de la lógica izquierda-derecha, donde izquierda es representada por el número 1 y derecha por el 10. Ocurre que allí las personas se situaron mayoritariamente (41%) en los números 5 y 6, es decir, en el centro, llegando además el porcentaje de aquellos que “no se identifican con ninguno, no saben o no contestan” a un total de un 20%, el mismo atribuido a la izquierda (20%) y muy similar a lo asignado a la derecha (18%).

Una respuesta que podría ser asociada a una lectura todavía binominalista de la realidad política por parte de la CEP con la cual la ciudadanía -como quedó demostrado durante el estallido social- ya no se identifica, pues la gente continúa entendiendo a ambos sectores (izquierda y derecha) vinculados necesariamente a los partidos políticos y no a ideas y anhelos políticos que justamente no han sido respondidos en décadas por esa lógica binaria de izquierda-derecha.

Una mirada que planteó una vez conocida la nueva edición de la Encuesta CEP Juan Pablo Luna, PhD en Ciencia Política en la Universidad de Carolina del Norte y profesor del Instituto de Ciencia Política y Escuela de Gobierno de la Pontificia Universidad Católica de Chile. A su juicio, la “polarización” izquierda-derecha ya no funciona, porque lo que ha ocurrido en realidad es que se ha producido una “politización de clase” bajo una lógica anti-sistema.

La metodología y el antecedente de Beatriz Sánchez

Sin perjuicio de las lecturas que se hagan de todos estos resultados, lo cierto es que los cuestionamientos a la consulta de la CEP abundaron una vez que esta fue dada a conocer, los que se centraron principalmente en la metodología utilizada, en la estructuración de las preguntas y en el todavía presente “error” en la evaluación del apoyo que en ediciones pasadas se le otorgó a la candidata presidencial del Frente Amplio, Beatriz Sánchez.

Advertisement

En ese sentido, se ha criticado que a diferencia de las entregas anteriores de la CEP, esta última fue realizada a través de llamados telefónicos y no de una consulta presencial.

Por otra parte, se advierte el hecho de que la encuesta se centra en una evaluación de determinados personajes que -como destaca el propio CEP- termina leyendo popularidad y no necesariamente una adhesión política a estos. En esa misma línea, se ha cuestionado el hecho de que no se haya realizado la tradicional pregunta respecto a una intención de voto, como se hizo en versiones anteriores, sobre todo cuando se está ante un inminente e histórico proceso eleccionario.

En esa línea, el cientista político y académico de la Universidad Diego Portales, Claudio Fuentes, enumeró algunas de las razones que a su juicio impiden realizar mayores conclusiones respecto a los resultados de la CEP.

Por último, lo ocurrido con el caso de Beatriz Sánchez fue también tema obligado en redes sociales, siendo destacado, entre otros usuarios, por la diputada Camila Rojas (Comunes), quien recordó que mientras en su encuesta de fines de diciembre de 2017 -es decir, en la previa a la primera vuelta de la elección presidencial- la CEP le dio solo un 8% de respaldo a abanderada del Frente Amplio, en circunstancias que la periodista terminó finalmente alcanzando un porcentaje mucho mayor, llegando a un 20% de apoyo.

Advertisement

Hoy

Recta final de la Convención: Este martes se votará el último informe de la Comisión de Armonización

El trabajo del comité implicó la reducción del texto de 499 artículos a un aproximado de 380, y se espera que la votación se extienda hasta por tres días durante esta semana.

Publicado

on

Convención

Este martes a las 9 de la mañana, se realizará la sesión plenaria en el marco del último proceso donde los convencionales votarán y deliberarán, de manera independiente. Esto, respecto a las casi 500 indicaciones al borrador de la propuesta de nueva Constitución realizada por la Comisión de Armonización.

El fin de esta comisión fue reducir el texto de 499 artículos a un aproximado de 380 normas.

Se espera que la votación pueda llegar a extenderse hasta por tres días. Frente a esto, el convencional Mauricio Daza comentó que “en términos generales, la inmensa mayoría de las propuestas de la Comisión de Armonización debiesen ser ratificadas por el pleno. Esto básicamente a partir del mecanismo que definimos para llegar a acuerdos al interior de la comisión de armonización que, a diferencia del resto de las comisiones, requería dos tercios de sus miembros, con la finalidad de que ese apoyo general pueda proyectarse al pleno“, explicó.

Por su parte, la convencional Carol Bown criticó los presuntos acuerdos “en la izquierda” para visar la norma que dice relación con los cambios realizados a la introducción del quórum permanente de cuatro séptimos para modificar la Carta Magna.

Advertisement

En caso de que se rechazara alguna modificación de armonización, el abogado constitucionalista Javier Couso explicó que “el resultado de que se rechace una propuesta de armonización, es que sigue vigente el texto previo, en lo que corresponda, que no ha sido armonizado, no es que desaparezca el texto”. Es decir, dicha propuesta solo quedaría sin armonización.

Continue Reading

Cultura B

Artista chileno expone en Buenos Aires obras inspiradas en “El ladrillo” de los Chicago boys y reflexiona sobre la economía de la dictadura

Patrick Hamilton presenta en el Museo de Arte Contemporáneo de Buenos Aires esta muestra que invita a reflexionar sobre la política económica de la dictadura chilena.

Publicado

on

Aunque se dio a conocer públicamente recién en 1992, el libro conocido como “El ladrillo” fue escrito en la década de los 70, cuando Salvador Allende aún estaba en el poder. Ese documento, que criticaba la economía de ese entonces calificándola de cerrada, inflacionaria, regulada y desequilibrada, proponía una diametralmente opuesta.

Redactado por varios economistas egresados de la Universidad de Chicago y conocidos como Los Chicago Boys, ese libro se convirtió en la base de la política económica de Augusto Pinochet y un ejemplo de la aplicación de la economía liberal en su estado más puro e implacable. Con “El ladrillo” como una suerte de glosario de reglas sagradas se liberaron los precios internos, disminuyó el volumen del sector público y las empresas de estado, se fijó un tipo de cambio e instauró una política de descentralización comercial, monetaria, fiscal, tributaria y se privatizó la previsión y la seguridad social. Ese modelo que para sus detractores es frío, individualista y uno de los grandes culpables de la desigualdad, todavía es aplicado en Chile, inclusive en democracia.

“El ladrillo” y su propuesta ha sido trabajado los últimos años el artista nacional Patrick Hamilton y es el tema central de la exposición que abrió en varias ciudades del mundo como Madrid y Ciudad de México y ahora lo hace para el público argentino, en el Museo de Arte Contemporáneo de Buenos Aires.

Titulada simplemente “El ladrillo”, la muestra contiene obras de factura simple pero de gran significado compuestas con materiales de construcción como ladrillos, guantes de seguridad, lijas, entre otras herramientas como también imágenes y objetos.

El artista nacional residente por varios años en España se encuentra en Buenos Aires debido a actividades en torno a esta exposición y desde allí explicó su atracción por el tema.

¿Qué fue lo que te hizo interesarte en El ladrillo, elaborado por los llamado Chicago Boys, para tomarlo como tema de tu obra?

Advertisement

-La historia es larga. Estudié Arte en la Universidad Arcis y en la Chile y tuve profesores que fueron muy importantes e influyentes para mi desarrollo artístico e intelectual como Nelly Richards, Pablo Oyarzún, Francisco Brugnoli, Guillermo Machuca, entre otros. Es decir, un grupo bastante importante. En ese momento, empecé a leer cuestiones vinculadas a la economía y a la relación entre arte y política y así, desde el inicio de mi formación, abordé esos cruces. En específico, a partir de 2016, me interesé en cómo y porqué se implantó el modelo neolibreal en Chile y allí nació el proyecto de los Chicago boys y llamé El ladrillo a una serie de exposiciones que he hecho en varias ciudades y que tienen tres acepciones: uno es el nombre del libro que rectaron estos economistas y que fue la base de la política económica de Pinochet. Otra es que El ladrillo fue como se conoció en España la crisis del mercado inmobiliario. Es que me interesaba ese arco que va del ladrillo como construcción de un modelo y esa crisis que fue provocada por la especulación y la desregulación brutal de los mercados financieros. En tercer lugar, está el ladrillo como objeto físico, que lo ocupo mucho para fabricar esculturas dentro de la misma muestra.

¿Qué es lo que te gustaría que provocara esta muestra en las personas que la visiten?

-Ufff. Ayer vino un tipo super de derecha y estaba enojadísimo con mi exposición porque pensó que era “una vinculación mañosa y retorcida, típica de la izquierda, entre la violencia de Estado ejercida por los militares en Chile y las medidas económicas que ese mismo gobierno tomó”. No me había pasado nunca que alguien reaccionara con violencia y con desprecio hacia la muestra. Yo me considero un artista conceptual y para nada activista o que esté pensando en reivindicar grandes causas. Soy bastante más modesto y no tengo aires de redentor. Lo que hago es simplemente poner sobre la mesa o en los muros ideas y conceptos para generar una reflexión. Creo que la función del arte es mirar bajo la alfombra, de manera distinta. Es ese caso mirar un proceso social desde el filtro del arte.

– Pero en su opinión, ¿qué provocó en la sociedad chilena el modelo neoliberal de El ladrillo?

-Produjo riqueza pero también mucha desigualdad y una sociedad enferma con esa idea de consumir, del tener, pero también cosas positivas. Por ejemplo, nací en un Chile pobretón, blanco y negro, sin brillo, muy conservador y en los años 90, empezó a cambiar y todos nos beneficiamos de alguna manera de ese crecimiento sostenido. La apertura económica hizo que mucha gente tuviera acceso a cosas que antes les era imposible. Pero, claro, en Chile también hubo concentración económica, casos de corrupción donde la justicia no ha funcionado bien. A los tipos que se coluden y roban millones nos les hacen nada o los mandan a cursos de ética, pero el que se roba un celular se va a la cárcel. En fin, como digo el modelo tiene tanto partes positivas como negativas, que debían haberse corregido mucho antes.

-¿En qué está trabajando ahora que ya está terminando de exponer El Ladrillo?

Advertisement

– Estoy trabajando en un proyecto sobre el desierto de Atacama y el cobre, porque esa relación me interesa mucho ya que tiene vínculos, económicos, políticos, está vinculada a la guerra. Existen episodios como la historia de la nacionalización del cobre, decisión de Allende que en parte explica el golpe militar…

Continue Reading

Hoy

Monumento a Salvador Allende en San Joaquín fue nuevamente vandalizado en la conmemoración de su natalicio

En el móvil que se desplazaban los autores se halló pintura y afiches a favor del rechazo a la nueva Constitución. Actualmente ya se encuentran detenidos por carabineros.

Publicado

on

San Joaquín

Durante la madrugada de este lunes, tres sujetos volvieron a vandalizar el monumento de Salvador Allende en la comuna de San Joaquín. Según declaraciones del municipio, las personas son ajenas a la comuna y ya se encuentran detenidas.

En el móvil que se desplazaban los sujetos se halló pintura y afiches a favor del rechazo a la nueva Constitución.

El vandalismo de odio no tiene cabida en San Joaquín ni en el nuevo Chile que estamos construyendo”, declaró Cristóbal Labra, alcalde de la comuna.

Desde el municipio se emitió un comunicado que lamenta los hechos ocurridos contra la figura histórica. “Pretende de manera artificial y orquestada instalar un clima de polarización política que no existe, y que propone favorecer a las posiciones de quienes se niegan a los cambios sociales, económicos y políticos“, expusieron.

Advertisement

Cabe recordar que esta es la tercera vez que el monumento sufre un ataque, desde que asumió la nueva alcaldía en 2021.

Continue Reading

Lo más visto

¡Apoya al periodismo independiente! Sé parte de la comunidad de La voz de los que sobran.
Únete aquí

¡Apoya al periodismo independiente!

Súmate, sé parte de la comunidad de La voz de los que sobran. Así podremos seguir con los reportajes, crónicas y programas, que buscan mostrar la otra cara de la realidad, esa que no encontrarás en los medio de comunicación hegemónicos.