Teléfonos humanitarios: La campaña que busca derribar mitos sobre el uso de celulares en cárceles durante la crisis sanitaria del Covid-19

21 de Marzo del 2016/CONCEPCION Primer Traslado masivo de imputados en el marco del despoblamiento del CP Concepción, conocido como “Cárcel El Manzano”, para dar inicio a las obras de reposición integral que mitigarán los daños producidos por el 27F. El procedimiento ejecutado por 70 efectivos de Unidad de Servicios Especiales Penitenciarios movilizarón aproximadamente a 200 reos en el dia de hoy. FOTO: ADRIANA RAMIREZ/AGENCIAUNO

Con esto se busca informar y debatir sobre la importancia de que las personas que se encuentran reclusas mantengan comunicación constante y fluida con sus familiares y cercanos, cuestión que, entre otros efectos, contribuye a su posterior reinserción en la sociedad.

Frente a la crisis sanitaria, Gendarmería de Chile presentó un plan de contingencia para prevenir el contagio de Covid-19 en la población penal. Una de las medidas fue la suspensión de visitas para disminuir el flujo de gente, disposición que afecta directamente a las personas privadas de libertad y el vínculo con sus familias. Por esto, Gendarmería ha implementado un “sistema alternativo de visitas que incluye celulares, videollamadas y teléfonos fijos liberados”, según precisa la institución.

Desde Leasur se lanza esta campaña para informar y debatir sobre la importancia de que las personas que se encuentran reclusas mantengan comunicación constante y fluida con sus familiares y cercanos, cuestión que, entre otros efectos, contribuye a su posterior reinserción en la sociedad.

Además se busca derribar mitos sobre el tema. Por ejemplo, la idea de que producto de esta iniciativa aumentarían las estafas telefónicas desde los recintos carcelarios, asunto sobre el cual no existe evidencia que respalde tal sospecha.

Debido al Proceso Constituyente pendiente y a la actual Crisis Sanitaria, es que como Leasur vemos a este periodo actual como una oportunidad de promover cambios estructurales vinculados al régimen penitenciario y cómo este comprende su relación con el medio libre. Trabajaremos para resguardar a las personas privadas de libertad como parte de la ciudadanía y que obstaculizar sus vínculos con esta y/o sus cercanos no se condice con la garantía de derechos fundamentales ni con la disminución de la delincuencia”, apunta Pablo Pinochet, director de la organización.

La intención de Leasur a largo plazo es continuar visibilizando este tema para que, pasada la emergencia sanitaria, las personas que se encuentran reclusas puedan seguir teniendo acceso a celulares. Ya no como un reemplazo de las visitas, sino como un objeto que puedan ocupar diariamente para estudiar o trabajar, y como un acompañamiento de auto validación que, en definitiva, mitigue los efectos desocializadores de la cárcel.

Total
22
Shares
Agregar un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *

Artículos Relacionados
¡Apoya al periodismo independiente! Sé parte de la comunidad de La voz de los que sobran.
Únete aquí

¡Apoya al periodismo independiente!

Súmate, sé parte de la comunidad de La voz de los que sobran. Así podremos seguir con los reportajes, crónicas y programas, que buscan mostrar la otra cara de la realidad, esa que no encontrarás en los medio de comunicación hegemónicos.